GAS BIENESTAR ¿RAZÓN DE ESTADO O DE MERCADO?

350 0

Es importante señalar algunos de los argumentos a favor y en contra, poniendo en el centro del debate si esta decisión corresponde a una razón de estado o de mercado

 

Abel Cancino Elias

 

El 7 de julio del 2021 el presidente Andrés Manuel López Obrador anunció la creación del Gas Bienestar, empresa mexicana que se dedica a la venta de tanques de gas LP(2) (administrada por Petróleos Mexicanos) de 20 y 30 kilos a precios bajos en la Ciudad de México, con la intención de llevar posteriormente el proyecto al resto del país. La decisión del presidente ha generado una fuerte controversia, al igual que la construcción de la refinería de Dos Bocas, en Tabasco y la adquisición de Deer Park, en Texas. Por lo tanto, es importante señalar algunos de los argumentos a favor y en contra del Gas Bienestar, poniendo en el centro del debate si esta decisión corresponde a una razón de estado o de mercado.

La historia del gas LP surge en Estados Unidos a principios del siglo XX, al descubrirse que este producto era capaz de transportarse como un líquido y evaporarse como un gas. En México la comercialización del gas LP se intensifico a partir de los años 30, con lo cual millones de hogares fueron sustituyendo el carbón y la leña. De inmediato surgieron grupos de empresarios, principalmente en el norte del país, que incrementaron la distribución de este producto(3) y que en conjunto han acaparado cerca del 60% del mercado, logrando incluso llegar a Centroamérica y Sudamérica.

El proceso de industrialización que experimento nuestro país a mediados del siglo XX, el surgimiento de las grandes ciudades y la explosión demográfica intensificaron el uso del gas LP, llevando a que cerca del 70% del gas que se consume actualmente se tenga que importar, principalmente de los Estados Unidos. A lo anterior hay que sumar que la reforma energética durante la administración de Enrique Peña Nieto eliminó el monopolio de la importación de Pemex, por lo que las empresas privadas empezaron a negociar y comprar a proveedores estadounidenses directamente. En la siguiente gráfica podemos observar la caída en la producción nacional de gas LP y el aumento de las importaciones.

Ahora bien, entre los puntos en contra de la creación del Gas Bienestar, por parte de la iniciativa privada tenemos que la Confederación Patronal de la República Mexicana y el Instituto Mexicano para la Competitividad, argumentan que es inviable ofrecer gas a un menor precio a menos que se recurra a subsidios, en donde Pemex o la Secretaria de Hacienda absorberían la mayor parte, por lo que se profundizaría la problemática financiera de la empresa e incluso el grado de inversión de nuestro país, por parte de las calificadoras internacionales. También se menciona que la propuesta viola la libre competencia, particularmente el artículo 28 constitucional, la Ley Federal de Competencia Económica y los tratados internacionales (principalmente el T-MEC), por lo que la temática puede llegar a la Suprema Corte de Justicia de la Nación o tribunales internacionales.

Los puntos a favor del Gas Bienestar provienen particularmente de Morena y grupos cercanos a la presidencia. Ellos mencionan que 8 de cada 10 hogares dependen del gas LP y que el precio de este insumo se ha incrementado en los últimos años entre un 35 y 50% (4) en tiempos en los que los estragos económicos por la pandemia están más fuertes. También ponen como ejemplo la nevada en el estado de Texas a principios del 2021, en donde se congelo la infraestructura, pero como gran parte del mercado de gas de ese estado esta desregulado y depende de privados estos no hicieron nada para suministrar este recurso durante la crisis generando una gran incertidumbre en la población residente, por lo que el presidente Joe Biden tuvo que declarar el estado de emergencia e intervenir.

Es importante mencionar que los argumentos a favor y en contra del Gas Bienestar deben tener consideraciones de estado y mercado, ya que se pueden complementar. La soberanía en materia de gas LP del país no se va a poder lograr mientras siga cayendo la producción del insumo, por lo que seguiremos dependiente de gas importado, para aumentar la producción es necesario la participación de la iniciativa privada, por medio de mecanismos legales e institucionales que den certidumbre a sus inversiones, incorporándolos a las cadenas de valor.

 

(1) Licenciado en Relaciones Internacionales por la Universidad Nacional Autónoma de México, con estudios sobre América del Norte por el Centro de Investigaciones sobre América del Norte y Análisis Político Estratégico por el Centro de Investigación y Docencia Económica.

(2) El gas LP es el acrónimo de Gas Licuado de Petróleo. Es un producto de la refinación de del crudo y del gas natural, principalmente constituido por propano y butano.

(3) Las principales empresas que distribuyen gas LP en nuestro país son:  Grupo Tomza, Global Gas, Soni Gas, Gas Nieto, Gas Uribe y Flama Gas.

(4) El aumento del gas en el mercado internacional se debe entre otras cosas a la alta demanda, debido en gran medida al aumento del consumo en Asia (particularmente China y la India), ya que mucha población esta saliendo de la pobreza y esta usando gas en lugar de leña.

Related Post